martes, 10 de enero de 2017

Crítica Death & Legacy - Silence

Texto: Álex Torres

Hoy os traemos el segundo disco de estudio de esta banda Zamorana de Death Metal Melódico, estilo que en nuestro país está empezando a florecer, también se mueven por terrenos thrashers, sobretodo en riffs cañeros. Musicalmente suena muy bien producido, el disco es entretenido desde el minuto uno y no hay nada fuera de lugar. Yo personalmente no había escuchado nada de ellos y cuando los descubrí con este álbum la sorpresa fue enorme, una bocanada de tralla y potencia muy innovadoras

La banda la componen Carlos Casas a la batería, como guitarras Jesús Cámara y Manu Acilu, al bajo tenemos a Hugo Rodríguez y a la voz Eli Álvarez. Jesús también se encarga de las voces guturales.

El disco abre con "Chaos Theory", pero nada de caos, esto está muy bien hilado. Empezamos con los típicos riffs del death melódico, la influencia de Arch Enemy esta ahí. Un tema no muy rápido pero contundente, de ello se encarga la voz gutural en la canción y la voz de Eli ya empieza a despuntar en los estribillos.

Aceleramos con "As I die", la batería de Carlos dirige muy bien y los riffs son muy cañeros, rozando el thrash. Eli se vuelve a lucir con otro estribillo sublime, su voz engancha desde el primer momento, los solos de guitarra son muy buenos quizás tapados por la potencia del global del grupo, pero no se puede tener todo.

"Last breath" es algo más suavecita en cuanto a velocidad y potencia, pero aquí podemos analizar más a fondo a Eli, cuya voz destaca en este tema cantando en toda la canción y se la oye mucho mejor. Está en un término medio de agresividad; no es una voz ni dulce, ni súper agresiva y el éxito de esta banda es saber encajar como una pieza de lego a esta chica con este estilo y que no desentone.

Llegamos al caballo ganador del álbum, la todopoderosa "What Never Will Be". ¡Menuda exhibicion de saber hacer compositivamente! Las guitarras dirigen con mano de hierro un tema que lo tiene todo, contundencia, melodía y un estribillo mágico. Todo con muchas partes diferentes que se van entrelazando una tras otra, una de las mejores canciones del año nacional e internacionalmente.



"Whispers" nos introduce a "Silence" y es que esta hibridación del Death Melodico y Thrash en la música me encanta, mientras el estribillo lo veo más metal clasicote. La voz gutural, de la cual aún no he hablado, me parece correcta, pero creo que aún puede ser más visceral y destacable.

La siguiente es "Throught the mirror" es la sorpresa del disco: un tema más melódico con un estribillo muy del metal sinfónico. Con este tema rompen por completo la linealidad del disco, cosa que se agradece y hace que no escuches el mismo patrón de principio a fin.

Saltamos al hiperespacio con "Blood Bath" y aquí la linealidad del disco la acabamos de pulverizar con un tema más propio del Death Metal, el doble bombo a full .

"Deliver Us From Evil" son siete minutos maestros, otra canción con muchos sectores diferentes de entre los que me quedo, sobretodo, con la parte más agresiva. De lo mejor del disco y donde tenemos los riffs más contundentes de todos. En directo esto lo peta seguro.

"Last Words" es un fin de disco muy bueno. Tema muy sentimental donde Eli cambia un poco el registro vocal. Digamos que este tema es como un buen postre. De esos que se agradecen.

Ojo a estos chicos, tienen ganas, tienen talento, tienen una arquitectura sonora y compositiva espectacular. La chica es un portento vocalmente y en el escenario. Yo ya se lo dije en una entrevista: 'si con dos discos ya estáis arriba, cuando tengáis cinco o seis esto va a ser la hostia'. Una banda a tener muy, muy en cuenta.

No hay comentarios: